Christine Jorgensen

Christine Jorgensen (George William Jorgensen, Jr.) nacida el 30 de mayo de 1926 en The Bronx, Nueva York, muerta el 3 de mayo de 1989) fue la primera persona conocida por someterse a una cirugía de reconstrucción genital para adecuar su físico a su identidad de género. Anteriormente, Lili Elbe (a quien pusieron el nombre de Einar Mogens al nacer) fue la primera que intentó esta cirugía pero murió al pretender incluir un trasplante de ovarios, si bien Lili fue una persona intersexual, por lo que se sigue considerando a Christine como la primera mujer trans operada.

Christine Jorgensen tuvo una infancia infeliz en Bronx, y más tarde se describió a sí misma como que había sido “un chico frágil, con dos caras e introvertido que huía de las peleas de puños y de los juegos rudos”. Jorgensen se graduó en el Christopher Columbus High School en 1945 y fue admitida en el Servicio Militar. Cuando regresó a Nueva York, al acabar el servicio, fue cuando oyó hablar de la “reasignación de sexo” y decidió informarse. Tenía intención de ir a Suecia, que era el único lugar donde se llevaban a cabo esta clase de cirugías en aquella época. En una escala en Copenhague para visitar a unos parientes, fue conducida hacia el doctor Christian Hamburger. Acabó quedándose en Dinamarca, fue aceptada su petición de comenzar una terapia de reemplazo hormonal y más tarde se llevaron a cabo varias intervenciones quirúrgicas.

Este tipo de cirugía había sido realizado ya por doctores alemanes en los años 20 y principios de los 30. La artista danesa Lili Elbe y Dorchen, fueron pacientes del  doctor Magnus Hirschfeld en el Instituto de ciencia sexual de Berlín, donde se conocen que hubo cobayas para tales operaciones entre 1930 y 1931. Lo que era diferente en esta época a la de Jorgensen, era que las hormonas no eran naturales sino artificiales. Cuando Jorgensen regresó a Nueva York en Febrero de 1953 se convirtió en toda una celebridad.

Jorgensen llegó a ser la portavoz del colectivo transexual y transgénero. Debe hacerse notar que Jorgensen se operó de orquiectomía, la vaginoplastia vendría muchos años después, cuando el proceso se pudo llevar a cabo en USA.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *