Los padres de San Patricio votan hoy si apoyan al colegio en la polémica de la niña transexual

cabeceraLa Fundación Diocesana mantiene su postura e insiste en que la menor está “perfectamente” en el centro

La asociación de padres del colegio San Patricio se reúne hoy para votar si respalda la posición de la dirección del colegio y de la Fundación Diocesana Santa María de la Victoria, a la que pertenece, en la polémica de la niña transexual escolarizada en este centro y al que no se le permite acudir a clase con uniforme femenino, como es el deseo de su madre, para que se respete así su identidad de género. Es la primera acción organizada de forma oficial por el AMPA, ya que la carta firmada hace unos días por un centenar de padres se hizo a título particular.

La semana pasada, el AMPA del colegio Virgen del Carmen, que atiende a los niños de Infantil que pasarán al San Patricio cuando lleguen a Primaria, también mantuvo una reunión en la que se aprobó por mayoría respaldar la actuación del colegio en este caso, a pesar de las recomendaciones realizadas en su día tanto por la Delegación Territorial de Educación como por la Fiscalía de Violencia de Género, entidades que insisten en tratar a esta alumna de siete años como una niña.

Colegio San Patricio (Álex Zea)

Francisco José González Díaz, secretario técnico de la Fundación Diocesana Santa María de la Victoria, que depende del Obispado, insistió ayer en que no hay ningún tipo de novedad al respecto. El colegio ha consensuado con los padres un nombre para dirigirse a la alumna, a la que se le permite también utilizar el baño de minusválidos, al considerarlo neutro. Pero no están de acuerdo en permitir que vaya a clase con falda.

González Díaz señaló que el patronato, reunido ayer, abordó entre otros este asunto y se ratificó en su postura, «hasta que un juez no ordene lo contrario», señaló. «Las recomendaciones son sólo eso. Nosotros conocemos a nuestros alumnos y este en particular está perfectamente escolarizado y sin problemas», sentenció.

El portavoz de la Fundación reconoció que el centro está sometido a «una gran presión» y que los padres están enfadados. Por eso agradece estas muestras de apoyo «aunque nosotros no podemos intervenir en las decisiones de las AMPAS», aseguró.

Por otra parte, Educación elude por ahora tomar cartas en el asunto. No va a retirar el concierto, como se le demanda desde la Asociación de Transexuales de Andalucía (ATA), «ya que este tipo de acciones se deben adoptar desde la Consejería, tienen unos plazos y una reglamentación compleja», explicaron fuentes de la Delegación Territorial.

La Opinión DE MÁLAGA (Ignacio A. Castillo)

(Corregimos el género de la menor porque este medio hace caso omiso de la sentencia de la FAPE y continúa tratando en masculino a la niña)

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *